Mario Ferrer, historiador y periodista

“Leandro Perdomo siguió una estela de periodistas que dio la Isla con cierto tono romántico y aventureros”

Cuando Leandro Perdomo comentó a sus amigos en 1945 su decisión de publicar en Arrecife un “órgano de prensa”, recibió por respuesta un burlón: “¡Leandro, tú no estás bien de la cabeza!”. El 1 de enero de 1946 comenzó a circular por las calles lanzaroteñas de la posguerra el semanario Pronósticos. La aventura duraría dos años gracias el tesón de un Leandro Perdomo que, para el historiador Mario Ferrer, es un claro ejemplo de los “periodistas aventureros” que dio la Isla. El tesoro informativo y literario ha sido digitalizado.

R. Fuentes | M. de la Hoz | F. de la Cruz
[Jueves, 12 de marzo de 2009] [11.45]

- ¿Cómo nace el semanario Pronósticos y qué papel desempeñó en la sociedad lanzaroteña de los años 40?

- El nacimiento de Pronósticos es curioso y, en realidad, revela un poco su naturaleza de precariedad absoluta. Fue un periódico que sólo tenía dos pliegos y, para que la gente se imagine la escasez de recursos que había, Leandro Perdomo se tuvo que trasladar a Las Palmas para poder conseguir papel porque aquí hubo unos meses que se iba a publicar sólo un pliego -era una hoja volandera en realidad- por delante y por detrás, y se llegó a imprimir en papel de envolver porque no había otra cosa. Pronósticos nació, curiosamente, de un contacto del hermano de Leandro Perdomo -ya Leandro había empezado a colaborar tímidamente con los periódicos de Gran Canaria- con un periodista y empresario de Gran Canaria, que tenía una licencia para un semanario deportivo. Creo que el valor principal de Pronósticos, aparte de ser una fuente histórica muy interesante para descubrir cuáles fueron los grandes sucesos históricos de finales de los años 40 en Lanzarote -como fue la construcción del Parador Nacional del Turismo, la apertura del Aeropuerto-, es que sin llegar a ser crítico con el Gobierno, ni mucho menos, se permitió una verdadera rareza para su momento, como fue dar ciertas pinceladas de realismo. Así uno puede leer a través de Pronósticos cómo escaseaban los alimentos, que existía el mercado negro y el estraperlo, los problemas gravísimos que había con el transporte... Y el otro gran valor de Pronósticos es que consiguió aglutinar a todos los que tenían ciertas inquietudes intelectuales o literarias en Lanzarote. Con la marcha de Leandro Perdomo a Las Palmas también conectó con una generación muy importante de escritores y poetas que han sido muy ilustres en el siglo XX de la literatura canaria.

- ¿Cómo fue el punto y final de Pronósticos?

- Pronósticos, como ha pasado con casi todos los periódicos, como sucedió con 40 cabeceras de periódicos o más que habían vivido en Lanzarote desde mediados del siglo XIX, acabó agotado económicamente. Es decir, era un periodismo pionero que en otros países había sido propio de principios del siglo XIX, pero aquí con la marginalidad y el escaso desarrollo económico se trasladó casi hasta los años 80 del siglo XX. Eran periódicos en los que hubo todo tipo de tendencias ideológicas pero que tenían corta duración y problemas económicos. No había, realmente, ni una sociedad urbana consolidada ni un sistema económico, sobre todo, que pudiera dar cabida a publicidad o a un sustento financiero de mayor calidad. Y también había otro problema muy evidente que era el analfabetismo y la falta de una cultura general en la Isla.

- Pronósticos y Volcán, el otro semanario que Leandro Perdomo fundó en Bruselas en su etapa de emigrante, ¿qué tienen en común?

- El punto de unión entre Pronósticos y Volcán, que fue el semanario que fundó Leandro Perdomo en Bélgica y que dirigió durante ocho años, es precisamente Leandro Perdomo. El carácter tanto precario como artesanal de ese periodismo hacía que la personalidad del director se vislumbrara mucho en cómo era el periódico. De todas formas tienen un tono bastante distinto al de Antena, porque Antena está hecho por Guillermo Topham, que era básicamente un informador, un periodista. Y Antena destaca por su valor histórico como fuente para consultar -también porque duró mucho más, 18 años- todo ese proceso, la evolución que hubo en la Isla. En cambio, Pronósticos tiene ese valor literario y Volcán, sobre todo, es uno de los pocos periódicos hechos por canarios en Europa o casi el único y, además, tiene el valor de que recoge toda la emigración masiva de españoles a Bélgica y Alemania y da para hacer lecturas de todo ese proceso que ahora nosotros estamos viviendo.

- ¿Cómo era la vida de las publicaciones lanzaroteñas de finales de los años 40 a principios de los 70?

- Leandro Perdomo más que un periodista clásico, no da el perfil de informador ni siquiera dentro de la característica de la época, que era un periodista de otro tipo al que entendemos hoy. Guillermo Topham, en cambio, era más periodista de la calle, redactor puro y duro. Leandro Perdomo, como ha dicho Fernando Gómez Aguilera, es un hombre de prensa que desarrolla una carrera básicamente literaria. Por ejemplo, lo que publica en la prensa, en sus periódicos, son crónicas, relatos y pequeños artículos o informaciones que lo hace un poco por la circunstancia de que es el director y tiene que cumplimentar eso. Pero su verdadero lado es el literario, o sea, la crónica-cuento que da ese tono costumbrista y a la vez humanista que se refleja en su obra. Es muy curioso y me parece bastante interesante porque Leandro Perdomo siguió una estela de periodistas que nacieron en la Isla -desde Clavijo y Fajardo, que tiene otro perfil- con cierto tono romántico y aventureros, que vivieron en diferentes sitios, que hicieron un periodismo con muy pocos recursos y muy valiente en muchos casos, y que dejaron una impronta bastante personal, con un sello ético muy importante en su forma de entender el periodismo.

- ¿Salvando las evidentes distancias tecnológicas, qué diferencias se aprecian entre la prensa de esa época y la actual?

- En la actualidad se hace mucha mejor prensa que nunca en la Isla. Ahora hay más medios. Sobre todo, lo que hay y que no había antes es pluralidad y un sustento económico que permite que haya variedad de medios de comunicación. Partiendo de ahí, hay ofertas de todo tipo y cada uno puede encontrar lo que busca. Para la información de calidad todavía hay mucho por hacer, siguen faltando recursos. Pero las diferencias son abismales, sobre todo con el contexto social y económico que tuvieron los periódicos o la prensa en la Isla hasta los años 80. A partir de ahí, el boom económico conllevó también un boom mediático para convertirnos en una Isla que pasó de no tener medios, de ser un semidesierto informativo, a convertirnos en un verdadero vergel; con incluso demasiado ruido mediático en algunas ocasiones. Cuando uno empieza a investigar o a leer periódicos antiguos, una de las cosas que descubre es que se va a encontrar con una serie de temas desde el siglo XIX que se siguen repitiendo en la actualidad informativa. Es decir, temas como los transportes, la carestía de los alimentos, la falta de buenas comunicaciones tanto con las islas como con el exterior y cómo influía eso en la economía, todo eso sigue 150 años después del primer periódico. Quizá el único tema que ha cambiado es el agua, que antes era el principal tema de los medios de comunicación, aunque ahora se sigue tocando más bien por su gestión. Está bien rescatar esa interminable serie de informaciones sobre el agua porque te da mucho que pensar. En estos 30 ó 40 años de crecimiento económico de la Isla se pueden haber hecho mal muchas cosas pero lo fundamental, teniendo en cuenta los condicionantes y la evolución histórica y geográfica de esta Isla, es conseguir cierta autonomía en la producción del agua.

- ¿Cómo se ha podido llevar a cabo la digitalización de Pronósticos?

- La digitalización tanto de Antena como de Pronósticos la llevó a cabo la Universidad de Las Palmas. De hecho, en su portal Jable hay más de 150 cabeceras canarias; está ahora Antena y la próxima semana se sube Pronósticos. Se puede consultar por fechas, por números, incluso por palabras. Desde el Centro de Datos del Cabildo Insular hemos colaborado en estas digitalizaciones puntuales. También ahora se va llevar La Voz , La Isla , y otros periódicos más recientes; estamos buscando nuevas colecciones para que se digitalicen. Estas iniciativas forman parte de un proyecto que se llama ‘Memoria Digital de Lanzarote', que se presenta dentro de dos semanas. Es un portal web que ofrece un servicio de documentación digital sobre información histórica, sobre patrimonio documental de la isla, desde mapas hasta periódicos antiguos, libros, estadísticas… En definitiva hay muchísima información que se va a poner a disposición de todo el que quiera acceder con la facilidad que da las nuevas formas de difusión de la Red y de las nuevas tecnologías de la información, que permiten, por un lado, salvaguardar todo ese material tan delicado, y luego, difundirlo mucho más de lo que se podía hacer hasta ahora. Y también motivar que la gente descubra lo que hay en los archivos y vea lo interesante que puede ser investigar en ese periodo. Por lo menos curiosear.

 

 

 

info@salpreso.com

 

[Condiciones de uso | | ]

Salpreso.com

volver | subir | imprimir